Empleados y socios

Generación de riqueza personal

El trabajo colaborativo crece dia a dia...

El primer punto donde el sol toca el territorio mexicano se da en isla mujeres, en un rincón de la península de Yucatán en el estado de Quintana Roo, es un lugar con gran afluencia de personas de todos los rincones del planeta donde predominan los Europeos, el lugar es hermoso y se nota un interesante mestizaje, aquí encontramos gente realmente autóctona y también encuentras personas con la piel oscura y los ojos claros; la carga histórica de esta región es muy rica, sus playas son muy bonitas, así como sus arrecifes que son patrimonio Nacional, esto tiene muy despierta a la gente ya que recibe información de otros lugares y lo hace reflexionar sobre su propia realidad; toda la actividad económica en esta isla depende del turismo.

Un paraiso en la tierraRenta de motos, vehículos, otros ofrecen paseos por un costo mínimo, venta de alimentos son servicios que cobran vida entre mas gente visite este lugar; actualmente se ha desarrollado un sistema de cooperativas donde se busca beneficiar a los lugareños, el fin en mente es contar con trabajadores dueños de sus propios insumos; sin embargo la realidad es muy distinta, vemos caras tristes y decepcionadas del rol que les toco jugar en este escenario; a Juan González todos los días lo encuentras detrás de una barra en un lugarcito muy mono donde ofrece todo tipo de bebidas a los visitantes, se autonombra socio de la cooperativa “la isla bonita”, sabe tratar clientes ya que a diario se propone dejarlos contentos con la esperanza de que lo recomiende con sus paisanos, sabe ser amable y siempre esta sonriendo, viste muy tropical, sus ropas dan la sensación de frescura y de dominio de si mismo, sin embargo cuando llega a su casa se encuentra con la triste realidad, el gas se acabo, los niños no tienen que calzar y la casa, la ultima manita de gato que tuvo, fue cuando recibió un apoyo económico por parte del gobierno como indemnización por los desastres causados por el huracán Isidoro. Se dice socio y la realidad es que no tiene ni la menor idea de lo que esto significa, sabe cuanto ingresa a la caja y cuanto debe desembolsar para satisfacer las necesidades primarias del changarro, sabe que tiene utilidad cuando le queda algo de sobra en la caja, y lo ve desaparecer cuando llega el administrador de la cooperativa y hace los cortes de caja sin dar la mas mínima explicación, es decir han convertido a estos “socios” en empleados ausentes que solo viven por un salario, sin conocer realmente, si están aportando o generando riqueza a la cooperativa, esto debido a los constantes prestamos personales que por la situación económica de su familia se ve obligado a realizar, de tal forma que cuando llega el periodo de reparto de utilidades ¡oh, sorpresa! la cooperativa salio tablas, salio con números rojos y solo recibe un “no” del tamaño de la propia isla.

Ante esta situación las personas se ven obligadas a emigrar y vender sus acciones de la cooperativa a un precio muy por debajo de su valor real, simplemente por que no sabe como generar riqueza personal y mucho menos organizacional, situación que aprovechan algunos para hacerse de propiedad sin importar si los costos dañan la integridad de la persona, con la triste realidad de que no estamos preparados para sacar adelante un changarrito y aun mas, no estamos preparados para la vida.

Juan González conoce su realidad y vive con la esperanza de salir del bache en que a caído, empieza a prepararse por cuenta propia y desarrolla habilidades sociales que le permiten participar activamente en el changarro; su jefazo ha notado que los clientes se han ido al changarro de enfrente y los pocos que solicitan sus servicios piden que los atienda Juan González, -el si sabe tratar gente- son los comentarios generales de la gente que asiste al lugar, también nota como los clientes antes de irse le solicitan tomarse una foto con él en agradecimiento y reconocimiento a su trabajo.

Los jefazos están concientes de esta situación, saben que necesitan hacer algo pero no saben como: el planteamiento es simple, el Sistema Empresa Inteligente es una propuesta de cómo deben ser las organizaciones en la nueva era del conocimiento, que busca satisfacer las necesidades presentes y futuras del cliente, a través de la consolidación de la creación de valor de sus colaboradores y lideres, aportando capital humano para el país.

La persona que trabaja bajo este sistema razonablemente bien, se convierte en hombre libre capaz de decidir sobre su propio destino, donde sus probabilidades de éxito son grandes por que ha aprendido a usar su intelecto y su arte.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s